Cajas de Compensación: ¿Qué son y cómo operan en Chile?

12/11/20 - Categoría: Administración

Todo administrador de edificios o condominios debe conocer bien los subsidios y beneficios que puede otorgarle a sus trabajadores gracias a las llamadas Cajas de Compensación, ya que al igual que cualquier otro empleador, tiene la facultad de poder afiliarse a algunas de estas entidades y poder hacer uso de ellas. Sin embargo, muchas veces no sabemos qué hacen y cómo operan en realidad estas corporaciones, por lo que no las aprovechamos al 100%.

Siguiendo nuestro compromiso de mantenerte siempre informado y ayudarte a facilitar tu gestión administrativa, en esta nota te contaremos todo lo que necesitas saber sobre las Cajas de Compensación. ¡Pon atención!

¿Qué son las Cajas de Compensación?

Son entidades privadas que administran las prestaciones de seguridad social. Se encargan del pago de diferentes y variados beneficios y subsidios, además de otorgar créditos sociales y otras prestaciones a sus afiliados. Estas actúan dentro del marco del Estatuto General establecido por la Ley N° 18.833.

¿Qué hacen las Cajas de Compensación y cuáles son los beneficios que entregan?

Las Cajas de Compensación de Asignación Familiar (CCAF) administran dos tipos de prestaciones de la seguridad social: las prestaciones legales y las prestaciones de bienestar social.

  • Prestaciones legales:

Son aquellas prestaciones a las cuales el Estado les traspasa recursos, delegando en las CCAF la administración de una parte de los fondos de la seguridad social. Tienen la responsabilidad de pagar a los trabajadores los siguientes beneficios:

  • Asignación familiar
  • Subsidios por incapacidad común
  • Subsidio por incapacidad laboral temporal mediante licencias médicas
  • Pago del prenatal y postnatal
  • Licencias por enfermedad grave de niños menores de 1 año
  • Subsidio de Cesantía
  • Prestaciones de bienestar social y adicionales

Son aquellos préstamos en dinero, los cuales tienen un plazo de hasta 84 meses, definidos como créditos sociales y prestaciones adicionales de bienestar social. Entre estos beneficios se encuentran:

  • Bonos por fallecimiento
  • Bonos por matrimonio
  • Bonos por nacimiento o escolaridad
  • Becas de estudio
  • Convenios médicos
  • Centros vacacionales o recreacionales
  • Prestaciones complementarias

Además, dentro del régimen de Cajas de Compensación, también existen las denominadas prestaciones complementarias. Se trata de otros beneficios que se financian con la administración de fondos proporcionados por el empleador, los trabajadores, o por ambos en conjunto.

¿Cómo afiliarse a una Caja de Compensación?

Pueden afiliarse colectivamente las entidades empleadoras con sus trabajadores e individualmente los pensionados.

  • Si es una empresa:

Para poder afiliarse se requiere siempre la voluntad del empleador y el acuerdo de los trabajadores en una asamblea especialmente convocada para tal efecto. Para que la propuesta sea aprobada, se necesita el voto de la mayoría absoluta de los trabajadores o funcionarios.

En la Asamblea debe estar presente un ministro de fe. En el caso de las empresas o instituciones que tengan 25 o más trabajadores, esta autoridad debe ser un inspector del trabajo, un notario público o un funcionario de la administración civil del Estado designado por la Dirección del Trabajo. En las entidades empleadoras que tengan menos de 25 trabajadores, podrá actuar como ministro de fe el empleador o su representante.

Antes de la votación de la asamblea, se deben haber dado a conocer los beneficios ofrecidos por la CCAF evaluada.

  • Si es un pensionado:

El ingreso de los pensionados a una Caja de Compensación es individual y debe efectuarse en las oficinas de la respectiva Caja, incluyendo oficinas móviles, debidamente autorizadas.

La afiliación significará el descuento mensual de una cuota, que puede alcanzar hasta el 2% de la pensión. En el caso de los pensionados, el período mínimo de afiliación es de 12 meses, plazo que rige tanto para cambiarse de Caja como para desafiliarse del sistema.

¿Cómo desafiliarse de una Caja de Compensación?

  • Si es una empresa:

El proceso de desafiliación se rige por las mismas reglas señaladas para la afiliación; es decir, se requiere la voluntad de la entidad empleadora y el de la mayoría absoluta de los trabajadores. En este caso la entidad empleadora debe respetar un período mínimo de afiliación de seis meses.

  • Si es un pensionado:

Para desafiliarse, el pensionado deberá concurrir a cualquier oficina de la Caja en que se encuentre afiliado y suscribir la correspondiente solicitud de desafiliación, la que solo se hará efectiva una vez transcurrido el período mínimo de afiliación de 12 meses.

¿En qué fijarse al elegir una Caja de Compensación?

Tanto las empresas, como los pensionados que quieran ingresar a una Caja de Compensación, se les recomienda informarse sobre las distintas alternativas y beneficios, especialmente los relacionados con las prestaciones de Bienestar Social.

Aspectos que debe considerar:

  • Número de Oficinas Regionales / Ciudades
  • Número de afiliados por Región
  • Número y calidad de Centros Vacacionales y Deportivos
  • Tipo de Convenios con Clínicas Médicas, Dentales, Laboratorios, etc.

¿Cuáles son las Cajas de Compensación que existen actualmente en Chile?

Ahora que ya tienes un panorama más o menos claro sobre las Cajas de Compensación, ya podrás analizar la opción de afiliarte a alguna de ellas, o bien, de hacer un buen uso si ya cuentas con una. Lo importante es asesorarse bien y revisar cuál es la más conveniente para tu gestión administrativa.

Si quieres conocer más detalles sobre las Cajas de Compensación, te invitamos a revisar la web de la Superintendencia de Seguridad Social.

Servicios inmobiliarios y de internet Mi conserje, S.A